Sane Pilates, mucho más que fisioterapia